La importancia que tiene la adherencia a los hábitos de vida saludable para prevenir la obesidad

La opinión de la doctora Susana Monereo, miembro de la Sociedad Española para el Estudio de la Obesidad (SEEDO)

La obesidad se ha convertido en la enfermedad epidémica más importante de nuestra época con unas pésimas perspectivas ya que estas nos indican que va a seguir creciendo. Afecta a personas de todas las etnias, edades y tipo social, aunque lo hace con especial virulencia en mujeres y niños de ambientes, o países socioeconómicamente deprimidos. Es una enfermedad que surge de la interacción de nuestros genes con un medioambiente caracterizado por estilo de vida que llamamos obesógeno en el que predomina la sobrealimentación y el sedentarismo, para el que nuestro organismo no está preparado. Una vez establecida es difícil de controlar y favorece la aparición de enfermedades como la diabetes, la enfermedad cardiovascular o el cáncer. Por ello, el punto crucial donde se debe intervenir de forma contundente, es en la prevención. Prevenir la obesidad supone, reducir al 50 por ciento las enfermedades metabólicas, aumentar la esperanza de vida y aligerar de forma notable la factura sanitaria. Es un problema de salud pública y por tanto es un problema de estado. Necesitamos legislación y apoyo administrativo con implicación de políticos, educadores y sanitarios.

«Prevenir la obesidad supone, reducir al 50 por ciento las enfermedades metabólicas, aumentar la esperanza de vida y aligerar de forma notable la factura sanitaria»

Desde la SEEDO como sociedad científica estamos muy concienciados con ello habiendo establecido desde hace muchos año el día de lucha contra la obesidad en la que con un tema monográfico intentamos enviar mensajes a la población sobre la importancia de prevenirla. Hemos tocado temas muy diversos como la importancia del control del peso en el embarazo, o la necesidad de incrementar la actividad física en los colegios, pasando por insistir en la importancia de dormir bien, o consumir frutas y verduras diariamente. Además en los últimos 3 años nos hemos lanzado con el lema Prevención de la obesidad Aligera tu vida, proyecto considerado por el ministerio de haciende de interés público, a realizar campañas de sensibilización en población general de la necesidad de controlar el peso, de realizar una alimentación saludable y aumentar la actividad física, para las que nos hemos asociado el Consejo Superior de Deportes , la Agencia Española de Seguridad alimentaria (AECOSAN ), cadenas de alimentación y distribución de alimentos.

Sabemos que la prevención de la obesidad debe ser global y llegar a toda la población aunque esta no esté obesa. Hoy en día todos estamos en riesgo de aumentar de peso y convertirnos en enfermos de ahí que lo importante es lanzar mensajes que ayuden a comprender la necesidad de mejorar los hábitos de vida y a mantenerlos toda la vida. No es un esfuerzo puntual, es entender que comer bien y moverse debe convertirse en un hábito de vida que nos hará vivir más y mejor.